Hasta siempre, formalidad…

Hacía tiempo que no escribía en el blog, y no mola volver para hablar del tema que voy a tratar, pero es necesario. Amigos, estamos perdiendo la formalidad. Palabras, promesas, compromisos, tienen cada vez menos valor. Romper una cita, ya sea con una persona, un profesional, una actividad, es de lo más sencillo, y a nadie le preocupan las consecuencias. Mal asunto. Debemos ser más empáticos y vigilar las consecuencias de nuestros actos…

Tardando...

Sigue leyendo

Anuncios

Le abrieron la cabeza con la caja de un VHS…

¿Hay algo más humillante que te abran la cabeza con la caja de una cinta VHS? Lo hay. Que tu abuela te humille al llegar a casa, por un incidente tan desafortunado como éste… Por suerte, al menos para mí, esta historia la viví como espectador de excepción y no como agraviado. Y es que eso de ser ‘puta y apaleá’ no es algo exclusivo del que suscribe…

VHS

Sigue leyendo

Nunca olvidaré mi primer coche… (ni al cabrón que me lo vendió)

El primer coche es como el primer beso, nunca se olvida. Eso sí, cuando éste te dura nueve meses, en los que abordas varias reparaciones por mes, tampoco te olvidas del cabrón tipo que te lo vendió. Y si a ello le añades que este pirata era casi familia, es para mear y no echar gota…

Ford Fiesta

Sigue leyendo